Con la magia entera y la gloria dividida

Higuaín y Arrieta se repartieron honores en victoria de 4-3 sobre New England

Federico Higuain

Photo Credit: 
Getty Images

A veces, cuando las cosas no salen bien, uno quisiera cerrar los ojos y  soñar por un momento que cuando los abras la solución a tus problemas  aparezca como por arte de magia. Eso fue exactamente lo que le sucedió al Crew  el sábado por la noche.  Perdía 2-0  en casa  en 22 minutos de juego y no  encontraba respuesta ante el planteo de New England … entonces el equipo cerró los ojos y cuando los abrió…  Higuaín   y Arrieta tenían puestas sus insignias de graduación de la escuela de Harry Potter y habían cambiado el destino de una noche oscura  para transformarla en una llena de gloria y  por qué no decirlo, de magia.

En palabras de Warzycha “ Creo, siendo honesto, que teníamos  un buen equipo, solo nos hacía falta una chispa”  Y es precisamente lo que Higuaín ha traído al equipo, es la pieza que faltaba del rompecabezas, que se asocia con todos y cuando no hay con quien, cuando no hay por dónde, saca  un conejo de la galera, o  en este caso dos magníficos tiros libres para encontrar el arco de enfrente.

El otro protagonista, el del cumpleaños, el de Costa Rica,  mostró una ve z más su enorme corazón, sus ganas de no rendirse nunca y su versatilidad para definir. Hizo uno de zurda y otro de derecha, pelea por aire y por tierra, puede jugar por el centro y también desbordar por las bandas. Pero quizás su mayor talento pasa por su sentido colectivo del juego, pues nunca se muestra egoísta con la pelota lo cual le da muchas más opciones al equipo en ataque.

Al equipo le costó muchísimo encontrarle el ritmo al encuentro. La defensa todavía no asimila esta nueva actitud de ir siempre al frente y  cada vez que se pierde la pelota en campo contrario los encuentra 8 o 9 metros lejos de su propia área y si  la línea de cuatro no coordina se pueden  asumir 2 o 3 goles en contra en muy poco tiempo de juego. De seguro es un aspecto que  se  debe trabajar con más énfasis durante la semana.

Y a  esta situación se le sumó la salida del arquero Gruenebaum y  el defensa central Méndez, ambos lesionados, Lo que obligó a Warzycha a usar dos cambios que no estaban en los planes de nadie, y lo dejaba con un solo cambio que era también obligado para darle descanso a Higuaín, quien terminó con ambas piernas envueltas en compresas de hielo.

Todos estos factores favorecieron el funcionamiento de New England,  quienes si  utilizaron sus cambios para reforzar su línea ofensiva con Fagúndez y Nguyen. Al primero Julius James le cometió el penal, y el segundo lo convirtió para poner el empate 3-3 con 9 minutos por jugar.

Pero ahí estaba Arrieta para recibir un pase de Tchani y convertir el 4-3 final en el minuto 85. Parecía todo terminado, sin embargo se agregaron 4 larguísimos minutos que pretendían aguar la fiesta de cumpleaños del tico, pero no lo consiguieron.

Con esta victoria el equipo  se pone a 4 puntos de DC united, con un partido menos y mantiene sus posibilidades de llegar a los playoffs intactas, y si los obstáculos se presentan muy grandes sólo hay que cerrar los ojos y dejar que los magos hagan su trabajo.