En el Columbus Crew no hay misterios, solo trabajo duro

OBETZ, Ohio - En el fútbol hay tres tipos de ciclos: positivos, negativos y ambiguos.

Este último, el de la ambigüedad, es el que está atravesando el Columbus Crew. Inició el torneo como uno de los candidatos al título, sin embargo luego de diez encuentros jugados sólo ha conseguido tres victorias, mientras que de las cuatro derrotas sufridas, dos fueron de local y de forma consecutiva frente a New York Red Bulls y Colorado Rapids. Los resultados no le sonríen al equipo de Ohio, pero tampoco le quitan el sueño.

“Sabemos que hay que mejorar. En esto no hay mucho misterio, hay que trabajar. [Tenemos] que ser conscientes de que cada uno tiene que dar más, porque hasta ahora no nos está alcanzando”, explicó su capitán, Federico Higuaín.

El  equipo de Ohio  es fiel a su mantra de ser y quiere mantener su entrega en la cancha, para mejorar la efectividad que no está lo suficientemente calibrada en conjunción con el esfuerzo del equipo.  Sus delanteros suman un total de 25 remates directos al arco, de los cuales apenas siete vieron el fondo de la red. Es ahí donde está la diferencia, no gana el equipo que tenga más la pelota, gana el que convierte más goles, y eso lo entiende perfectamente su técnico Robert Warzycha.

“Hemos jugado mejor de lo que las estadísticas muestran. Creamos situaciones,  jugamos mejor que el rival pero  es así, a veces no anotas el gol, y los goles cambian partidos, el equipo que anota se lleva los puntos.  Estamos atravesando una sequía goleadora y esperemos que se acabe esta semana”, reconoce Warzycha.

Pero no es sólo la sequía de sus delanteros, sino que luego de la explosión ofensiva que tuvieran Jairo Arrieta y Federico Higuaín en la temporada pasada sus rivales los han estudiado y  se han enfocado en  dos factores clave: mantener a Higuaín lejos del área y no dejar a Arrieta recibir la pelota con comodidad alguna. La fórmula funciona, por ahora. Porque la calidad, de la mano de una actitud positiva terminan siempre por imponerse sobre cualquier sequía.

En el aspecto defensivo, la  línea de fondo finalmente alcanzado un balance en los relevos y las coberturas se hacen de manera ordenada. Mientras que en el medio campo el volante argentino Matías Sánchez parece haberse  ganado la titularidad luego de su gran actuación ante Colorado la semana pasada.

No hay sensación de alarma alguna en los entrenamientos, el equipo trabaja tranquilidad y con mucha intensidad a la vez. Saben que están haciendo las cosas bien y que los resultados van a llegar solos. El tico Arrieta no jugará por acumulación de tarjetas amarillas y tras recibir la suspensión por parte del Comité Disciplinario de la MLS.

El Columbus Crew visita el sábado a Toronto FC  en el BMO Field a partir de las 5:00 pm hora del Este.